Foro Regulación Inteligente pone encima de la mesa distintas propuestas orientadas a reducir la presión fiscal en 40.000 millones de euros y optimizar el gasto público en 105.000 millones de euros.

La reforma fiscal incluye una simplificación y rebaja de los principales impuestos, así como la eliminación de los gravámenes menores que conforman el actual sistema tributario. En última instancia, se persigue un modelo más eficiente, más volcado en la fiscalidad indirecta que la directa y con menor coste para el sector privado.

En cuanto a la optimización del gasto, esta sección del estudio recoge propuestas varias, entre las que destacan el cheque sanitario y educativo, la modernización de los procesos de licitación o la reducción de las subvenciones recomendada por la AIREF.

El documento completo puede consultarse haciendo clic aquí.